Publicidad | Vea su anuncio aquí

Enlaces Relacionados

  • Embarazo críticas
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Criticadas embarazo
  • Próximo álbum

Subieron de peso en el embarazo y las criticaron

Fueron objeto de burlas debido a las libras que ganaron durante los nueve meses de gestación, pero algunas de ellas regresaron más sabrosas que nunca, otras ¿lo lograrán?
Kim ha defendido a más no poder el voluminoso cuerpo que adquirió en estos primeros meses de su embarazo, con él le han llamado hasta ballena. Pero al parecer no le preocupa estar así, ya que declaró que tiene toda la vida para estar delgada y bajar de peso. Eso lo tendremos que ver para creer.
¿De los errores se aprende? O de las críticas se entiende, ya que Penélope Cruz en este segundo embarazo no ha subido tanto peso como en el anterior a tal grado que ha enseñado su barriguita en un diminuto bañador negro en un viaje a las playas de Barbados.
El cuerpo de Jessica Simpson siempre ha estado repleto de curvas, pero con su gestación ganó unas más y no sólo por la panza, sino por los enormes melones que reemplazaron a sus pechos y los enormes globos a los que llamaba trasero, según algunos de sus seguidores. Incluso, hasta le pusieron ‘Octamom’ -como la señora que dio a luz a ocho bebé-ñs al mismo tiempo en el 2009- porque el cuerpo de la diseñadora parecía que cargaba con una docena de niños.
Hilary Duff vio la espera de su hijo como la oportunidad perfecta de romper la dieta y descuidar la figura que tanto le tomó formar comiendo todo lo que se le ponía enfrente sin remordimiento alguno, lo bueno es que se puso en línea después de tenerlo y ahora luce una espectacular figura.
Llegó un momento en el capítulo de la vida de Mariah Carey donde todo mundo se preguntaba si estaba ganando peso o estaba esperando a la cigüeña de la redonda silueta que lucía, después de la noticia de que sería mamá, dejó el ‘glamour’ a un lado luciendo modelitos terribles y tomándose fotos para revistas de pésimo gusto. Las fuertes críticas no se hicieron esperar.
Lily Allen declaró que se sentía como un elefante al estar embarazada, pero parece que este paquidermo no tiene buena memoria, ya que a los 8 meses del nacimiento de su primer bebé ya esperaba al segundo, lo que hizo que se le sumaran unos cuantos números a la báscula y hasta la cantante Katy Perry se burló de ella y su peso ganado.
70 libras fueron las que se echó encima Kate Hudson durante los 9 meses que esperó a su segundo retoño, y que perdió en menos de 4 meses con ejercicio, una dieta a base de proteínas y pocos carbohidratos y comiendo pocas raciones de comida durante el día.
De ser el sueño de todos los hombres, Galilea Montijo se convirtió en el objeto de burla de ellos, por la nueva figura de futura madre que adquirió por su hijo Mateo, lo bueno fue que logró que los “caballeros” engordaran al tragarse sus palabras cuando la conductora recuperó su exquisito cuerpo en unos cuantos meses.
Antes de dar las buenas nuevas Shakira de que sería mamá, la gente la acusaba de hinchada, gorda y fea cuando a la pobre sólo se le notaba una pancita del tamaño de una pelota de fútbol.
Salma Hayek aplicó la de “lo que subo en nueve meses, en nueve meses lo bajo” al ganar 30 libras mientras estuvo embarazada de Valentina, y con las enormes delanteras que se cargaba parecía que el peso se ocultaba ahí pesando cada una 15 libras.
Impresionante fue la manera en que Jennifer Lopez recuperó sus sensuales atributos al perder las 50 libras que ganó durante los 9 meses que estuvo embarazada de dos bebés, si hasta participó en un triatlón de lo rápido que se condicionó.

Publicidad | Vea su anuncio aquí

Próximos álbumes

¿Qué trucos usan las famosas para estilizar su figura?

Apuesta por los bikinis vintage

Sideboop vs escote normal, ¿cuál enseña más?

Luce tu pedicura con unos flip flops

Disfruta más imágenes
a tu izquierda